Bichectomía

Con la bichectomía se reducen las las bolas de Bichat si estas tienen demasiado volumen. El objetivo es conseguir unos pómulos más marcados, y está recomendada en pacientes con rostros muy redondeados en los que sobresalen las mejillas por estar demasiado abultadas.

  • FICHA TÉCNICA
  • Tiempo quirúrgico:
  • Anestesia:
  • Hospitalización:
  • Recuperación:
  • Resultados:

Las bolas de Bichat de la cara están compuestas de grasa y tienen la función de lubricar la musculatura facial que utilizamos en la masticación. Hay casos en que, sin embargo, tienen un volumen demasiado grande y redondeado, lo que puede resultar antiestético. Con la bichectomía se soluciona esta problemática, ya que se extrae una gran parte de las bolas de Bichat.

En qué consiste la bichectomía

La bichectomía es un procedimiento quirúrgico relativamente sencillo y rápido mediante el cual se retira esa grasa de las mejillas. La cirugía se realiza con anestesia local y solo con una pequeña incisión en la mucosa de la mejilla (en la parte interna de la boca).En este sentido, y permite la vuelta inmediata a la rutina habitual. Y tampoco deja una cicatriz visible ya que el cirujano no trabaja desde el exterior de la zona.

Esta operación tiene una duración de poco más de 30 minutos, y el preoperatorio es muy simple. Tras ello, el resultado suele ser muy satisfactorio. bichectomia precio

El postoperatorio de la bichectomía

No se trata de una cirugía dolorosa, pese a que el postoperatorio puede ser algo incómodo, aunque tan solo en lo relativo a llevar una dieta blanda los días siguientes. Solamente líquidos, para no masticar. Asimismo, es necesario enguagarse boca para que no surjan posibles infecciones. Y la inflamación se rebaja fácilmente aplicando hielo. La venda protectora solo se lleva unas horas tras la intervención.

Hay que evitar, esa misma noche, dormir boca abajo. Lo idóneo es acostarse con la cabeza algo levantada, ayudándose de almohadas.

Candidatos a una bichectomía

La bichectomía no se aconseja en pacientes con el rostro fino y alargada, ni cuando hay flacidez. Tampoco a mayores de 45 años. Los candidatos adecuados para una bichectomía serían personas jóvenes con cara de forma muy redonda, en la que las mejillas tienen una apariencia muy hinchada, similar a una bola. En cambio, con la bichectomía se consiguen unos pómulos mucho más marcados. Se podría afirmar que se logra un adelgazamiento facial muy favorecedor.

bichectomia sabadell

Resultados permanentes

Los resultados de la bichectomía son permanentes, ya que se extrae el excedente de grasa de las bolas de Bichat. El nuevo aspecto de la cara, con los pómulos más resaltados, es más estilizado. La grasa no vuelve y se suavizan los rasgos faciales.

Lo esencial, aunque hablemos de una cirugía menor, es confiar esta cirurgía a un especialista acreditado y con experiencia en bichectomías. Su misión es hallar un equilibrio entre la morfología de la cara y las mejillas, para que tampoco quede finalmente un aspecto demasiado huesudo o envejecido.

CONSÚLTANOS Pídenos una cita y estaremos encantados de atenderte.